1 jul. 2015

, , ,   |  12 Comentarios  |  

"Magnums caseros" de avellanas y caramelo con cobertura de chocolate.

"Magnums caseros" de avellanas con caramelo y cobertura de chocolate negro. Ahí queda eso.

Si el nombre es largo, las más de ochocientas palabras que he escrito para detallaros la receta no se quedan atrás!! Pero por favor, no os asustéis. Ni es una receta larga, ni es complicada. Tan solo he tratado de ser lo más detallista posible para que no tengáis ni una sola duda, ni un solo problema cuando la preparéis.

Han salido 4 piezas (bueno si, ha quedado un poco de helado, pero lo justo para ir probándolo) y en casa no paran de repetir que cuando van a tener más………

Las fotos, son otro cantar… pero a 40º solo había posibilidad de fotografiar con la cámara y con el helado en la mano. Y eso si, recompensa por cada disparo……..



Ingredientes
360 ml de nata para montar
120 ml de leche semidesnatada
86 gramos de azúcar
2 yemas pequeñas
1 pizca de sal
2 cucharadas de pasta de avellana italiana

100 gramos de chocolate al 70%

6 cucharadas soperas de azúcar
100  ml de nata al 35% de materia grasa



Además necesitamos, unas varillas manuales, un cazo, un colador pequeño (opcional) un recipiente hermético con capacidad para 1 litro, una cuchara sopera, una cuchara pequeña, una espátula pequeña,  un cazo grande, otro pequeño (antiadherente a ser posible), un cuenco apto para el microondas,  moldes para helados clásicos, 4 palos, un pincel, 

Preparamos el helado:

Para preparar el helado, tan solo tenemos que por un lado: separar las yemas de las claras ( reservar estas últimas). Poner en un cuenco las yemas y el azúcar y batirlas hasta que cambien de color.

Pondremos la leche, la nata, la pasta y la sal en un cuenco y llevaremos a ebullición. Cuando estén a punto de hervir, con la cuchara, y sin dejar de remover la mezcla de yemas y azúcar, iremos incorporando poco a poco el líquido caliente, MUY IMPORTANTE, sin dejar de remover y poco a poco para las temperaturas de homogeneicen y las yemas no cuajen. ( si comprobamos que nos ha quedado algún grumo de pasta de avellanas, lo pasaremos por la batidora un minuto y listo)


Cuando tengamos todo el líquido integrado en las yemas, pasaremos la mezcla por el colador (no es imprescindible) y pondremos a fuego suave, sin dejar de remover, para que el calor se reparta de manera uniforme, hasta que tengamos la consistencia de unas natillas.
Lo pondremos en nuestro recipiente hermético con tapadera, lo dejaremos enfriar a temperatura ambiente y luego lo llevaremos a la nevera para que enfríe bien.
Es el momento de hacer el caramelo.
Pondremos a calentar la nata en un recipiente apto para microondas. no hace falta que hierva, pero si que esté bien caliente.

En un cazo antiadherente, a fuego suave-medio pondremos las 6 cucharadas de azúcar, con mucha paciencia, hasta que veamos que se licua y va tomando color dorado. MUCHÍSIMO CUIDADO, las quemaduras x azúcar son las peores que encontramos en la cocina. Así que procurad que no haya niños cerca, y usad recipientes lo bastante amplios como para no  quemaros.

Cuando el azúcar tome el tono dorado que más nos guste (cuidado que se quema en pocos segundos) la retiraremos del fuego, y añadiremos la nata caliente (así el contraste de temperaturas es más leve) poco a poco y tratando de remover.

Cuidado porque la mezcla dobla volumen y es muy fácil que salpique.

Cuando tengamos los dos componentes bien unidos, los volveremos a poner al fuego para que se integren bien, sin dejar de remover. Llevar a un frasco de cristal, y dejar enfriar.

Ya solo nos queda el montaje, que haremos por fases.
Derretiremos el chocolate en el recipiente para microondas, de 30 en 30 segundos, con la temperatura más baja, y con el pincel pintaremos generosamente toda la superficie. 
Llevaremos a la nevera para que cuaje bien. 
Pondremos el helado en la heladera siguiendo las instrucciones del fabricante.

Sacaremos los moldes, y repasaremos con chocolate si fuese necesario. Debemos cubrir bien toda la superficie con una capa ni demasiado gruesa ni demasiado fina.

Con ayuda de una cucharilla extenderemos el caramelo, en cada uno de los huecos. Y llevaremos al congelador ( este paso es importante. Al llevar el caramelo al congelador, su consistencia pasará a ser mucho más densa, y luego será mucho más fácil repartir el helado sobre él)

Cuando el helado tenga la consistencia adecuada, con ayuda de una cuchara grande lo extenderemos en los moldes. Trataremos de no llenarlos hasta arriba del todo (tenemos que extender otra fina capa de caramelo y cerrar con chocolate) y lo llevaremos al congelador un mínimo de 4 horas, para que asiente bien.


Pasado el tiempo, extenderemos el caramelo restante, volveremos a calentar el chocolate  con ayuda del pincel y de una espátula ( para eso hay que ser muy mañoso, a mi por ejemplo no me dio tiempo) dejarlo lo más liso posible.
Llevar a la nevera, para que cuaje bien el chocolate, y a COMER!!!!!




12 comentarios:

  1. Impresionantes Bego...los pruebo fijo...¡qué ricos!.... un besazo

    ResponderEliminar
  2. Te imagino haciendo las fotos jajajajja es un suplicio fotografiar helados en verano...corres, disparas, chupas, vuelves a meter en congelador y un largo recorrido hasta que dices a este paso voy a fotografiar el palo jajajajja
    Las fotos han quedado perfectas como los helados que me encantan con avellanas y ese caramelo. Intentaré hacerlos tengo un par de moldes que hace mucho que no utilizo. Bssssssss

    ResponderEliminar
  3. ualaaaaaaaaaaaaaa! te han quedado mejores que los originales Bego!!!! besitos

    ResponderEliminar
  4. ualaaaaaaaaaaaaaa! te han quedado mejores que los originales Bego!!!! besitos

    ResponderEliminar
  5. Por favor ese helado es un suplicio, me encanta. Besos.

    ResponderEliminar
  6. Maaaadre míaa!! Pero qué cosa más rica nos traes! Menudos Magnums con nombre largo ;)
    Tienen una pinta increíble, te quedaron espectaculares!
    Un besote!

    ResponderEliminar
  7. No se si me atreveré con ella, pero la receta es ESPECTACULAR.
    Enhorabuena.

    ResponderEliminar
  8. me han flipado tus helados y la receta, porque tengo todos los ingredientes. A ver si lo he entendido bien...son como varias capas de caramelo y chocolate no? jo lo voy a hacer fijísimo, tengo que comprarme el molde y los palos y me pongo manos a la obra.te lo compraste por internet?

    ResponderEliminar
  9. Si Mar. El helado está hecho en 5 capas: Chocolate, caramelo, helado, caramelo y chocolate otra vez.

    Si, los moldes los compré en María Lunarillos, estos son http://www.marialunarillos.com/712-set-moldes-helado-clasico.html.

    Mil besos preciosa.

    ResponderEliminar
  10. Te prometo que estoy salivando como una loca, qué delicia de helados hija, qué currada tan grande. Tengo que hacerlos, así que para empezar me compararé los recipientes...jeje... Eres una artista . Besos

    ResponderEliminar
  11. Pintaza!! Y el sabor tiene que ser increíble!! :D
    Un beso!

    ResponderEliminar

Te has tomado la molestia de venir hasta aquí, así que muchas gracias.
Siento enormemente que si no estás registrado no puedas hacer ningún comentario, pero la avalancha de spam, me ha hecho tomar esta opción.
Si quieres puedes escribirme un correo a acdelhorno(@)gmail.com y gustosamente publicaré tu comentario y responderé tus cuestiones.

Este blog no participa en premios, memes ni cadenas. Aunque quedo muy agradecida a todos los que piensen ellos para mi.

Cualquier cosa que quieras aportar (sugerencias, correcciones, ect...) sera bienvenida y tomada en consideración. Si lo que tienes es una pregunta, déjame tu mail por favor, así podré responderte directamente.

Muchisimas gracias, otra vez,por tu tiempo.